Antoño Profile picture
18 Oct, 183 tweets, 9 min read
En 2002 Sánchez Dragó publicó El Sendero de la Mano Izquierda, un libro sobre la buena vida con 181 consejos para el día a día y para encarar el mundo.

Son los siguientes ⬇️⬇️
1. Para empezar, y por si acaso, ríete de todo, porque nada importa nada.
2. Sonríe siempre, incluso cuando hables por teléfono. La sonrisa se nota en la voz.
3. No creas en nada, no creas a nadie. Verifica personalmente lo que se te dice.
4. Nunca te plantees problemas antes de que los problemas se planteen.
5. Vive de día.
6. Duerme más de cinco horas y menos de ocho, pero no pongas nunca el despertador.
7. No fumes tabaco.
8. No permitas que fumen tabaco cerca de ti.
9. Bebe vino.
10. Da a tu prójimo más de lo que espera y no esperes tú absolutamente nada a cambio.
11. Telefonea todos los días a tu madre.
12. Recuerda que el mejor amigo de un hombre es su padre.
13. Desconfía de tus hijos, pero procura que ellos confíen en ti.
14. No juzgues a las personas por sus parientes.
15. Nunca digas te amo sin que sea verdad.
16. No ames apasionadamente. La pasión, sea cual sea su objeto, es una enfermedad grave.
17. No confundas el sexo con el amor.
18. No confundas el amor con el sexo.
19. No confundas la fidelidad con el amor.
20. No confundas el matrimonio con el amor. Si lo haces te quedarás sin matrimonio y sin amor.
21. El coito es para la mujer más importante que para el varón. Actúe cada cual en consecuencia.
22. No seas homosexual ni heterosexual. Sé pansexual.
23. No seas verón ni mujer. Sé andrógino.
24. No tengas celos. Recuerda que nadie pertenece a nadie.
25. Añora, reivindica y practica la libertad de costumbres.
26. Y, sin embargo, recuerda que tu libertad termina donde empieza la libertad del prójimo.
27. Sé desconfiado y astuto, no bajes la guardia, no te creas el cuento democrático de que la libertad de impresión es libertad de expresión.
28. No escuches nunca lo que dicen de ti ni, si te enteras, te inquietes por ello.
29. Hay siempre más cosas bajo la bóveda de los cielos de las que percibe tu filosofía.
30. Aprovecha el impulso del enemigo.
31. Apaga y lee.
32. Sé un emboscado. Actúa desde la sombra. Procura pasar inadvertido.
33. No seas tolerante. Sé respetuoso.
34. Sé guerrero.
35. No te encastilles en posiciones conquistadas. Abandónalas y conquista otras que también abandonarás. El mundo es tuyo.
36. Ten siempre a tu disposición un ámbito estrictamente personal al que nadie tenga acceso sin tu permiso.
37. La verdad es un país sin caminos. Créalos tú, pero no los dejes abiertos.
38. Cada fracaso es una senda que se abre, un telón que se levanta, una oportunidad que se te brinda.
39. Las crisis son etapas necesarias e inevitables en el proceso de la existencia. Aprovéchalas para crecer, no para lo contrario.
40. Haz lo que quieras.
41. Rompe rutinas.
42. Y, sin embargo, lleva una vida ordenada.
43. Desconfía, en principio, de quienes piden en el restaurante un filete con patatas fritas.
44. No seas idiota, no utilices tu coche dentro de las ciudades.
45. No tengas teléfono móvil.
46. No llames a teléfonos móviles.
47. No leas la prensa, no escuches la radio, no mires la televisión.
48. Reivindica, como lo hacen los gnomos de Hokkaido, el derecho de no saber, de no recibir información, de interrumpir las comunicaciones, de apagar el sistema.
49. No suministres información. Se volverá contra ti.
50. No hables con periodistas. O, si lo haces, miente para que sólo falsifiquen tu mentira, no tu verdad.
51. Todos los presidentes de Estados Unidos, de Roosevelt en adelante, y quienes siguen sus órdenes o les ríen las gracias, son, han sido o serán criminales de guerra.
52. No creas que la enseñanza universal, obligatoria y gratuita es un paso hacia adelante.
53. No abortes.
54. Y sin embargo, recuerda —lo dice la baghavad Gita— que lo que existe no puede dejar de existir ni lo que no existe puede llegar a existir.
55. No dones órganos ni permitas que te los trasplanten.
56. Muere en tu casa rodeado por los tuyos o a la intemperie y con las botas puestas.
57. No ahorres por ahorrar, aunque sí para alcanzar un objetivo concreto.
58. Haz las cosas por ellas mismas, no por sus frutos.
59. Jamás te olvides de que el dinero lo destruye todo.
60. No te enriquezcas.
61. No juegues a la Bolsa.
62. Saca el dinero de tu banco y escóndelo en un lugar seguro.
63. No consumas.
64. Aborrece el lujo.
65. Desprecia la comodidad.
66. Sé humilde.
67. No oposites a nada. No seas funcionario. No te eches ese dogal al cuello.
68. Recuerda que la vida es un puente y que nadie en su sano juicio construye nada sobre los puentes.
69. Transgrede, rompe tabúes, adéntrate en lo desconocido.
70. Ingiere sustancias enteogénicas (que no, como dice el vulgo, alucinógenas) por lo menos una vez al año. Y si son dos o más, mejor.
71. Desconfía de quienes te dicen que ellos no necesitan enteógenos.
72. Turn on, tune in, drop out.
73. No tengas miedo. No hay nada que temer.
74. Haz lo que temes y el temor desaparecerá.
75. Arriesga siempre. Morir no importa.
76. La muerte es el momento más importante de la vida. Piensa a menudo en eso. Imagínala. Reconcíliate con ella. Deséala. Llévala siempre por compañera.
77. Y, sin embargo, no tengas prisa en morirte.
78. Recuerda, por cierto, que el suicidio es una de las modalidades del aborto.
79. Prohíbe las pompas fúnebres alrededor de tu féretro.
80. No aceptes medallas ni honores ni homenajes.
81. Recuerda que después de la muerte sólo conservarás de la vida todo aquello que no se puede perder en un naufragio.
82. Ve a solas por la vida, como lo hizo don Quijote y como lo hacen los gatos, pero no te aísles, como lo hizo Robinson.
83. Marginado, pero no desarraigado.
84. Vigila el sueño de los niños mientras duermen.
85. No te burles de los sueños ajenos...
86. No conviertas tus sueños en objetivos.
87. No pierdas una amistad a causa de una disputa.
88. Si dices «lo siento», mira a los ojos de la persona que te escucha.
89. No seas rencoroso. No admitas la falacia de que vengarse es dulce. El perdón honra a quien lo da y a quien lo recibe.
90. El perdón debería ir seguido por un gesto de reparación, pero eso ya no es asunto de quien perdona, sino del perdonado.
91. Di siempre «¡Jesús!», aunque no seas cristiano, cuando alguien estornude.
92. Échate por lo menos un enemigo al día, pero haz las paces con todos antes de morir.
93. Sostén todas las noches durante unos segundos tu mirada en el espejo.
94. No compitas.
95. Nunca te levantes de una mesa de negociaciones sin haber llegado a un acuerdo.
96. Ten el coraje de ser un esquirol. No aceptes consignas. No te ampares en el número, que es la ley de la jungla y el arma de los borregos. Rompe las huelgas.
97. Recuerda que la luz nunca nace de la discusión y dile sólo tu cantar a quien contigo va.
98. Si juegas, no hagas trampas.
99. No mientas.
100. La regla anterior admite dos excepciones: se puede y se debe mentir por misericordia bien entendida, se debe y se puede mentir en defensa de tu libertad, tu autonomía, tu soberanía, tu intimidad y tu identidad.
101. Concéntrate en el ser y en el hacer. Olvídate del tener.
102. No creas que la pobreza y la riqueza son siempre, aunque a veces lo sea, fruto de la injusticia.
103. ¿Solidario? No. ¿Caritativo, compasivo, misericordioso? Sí.
104. Ayuda económicamente al prójimo, si ése es tu deseo, pero hazlo directamente, no a través de intermediarios.
105. Da limosna, pero no la eches en el cepillo de las iglesias.
106. Confía en los misioneros católicos y, en consecuencia, no titubees a la hora de depositar tu dádiva en las huchas del Domund.
107. Recuerda que todos los organismos internacionales son patios de Monipodio y puertos de arrebatacapas.
108. Recuerda que todas las ONG, mientras no se demuestre lo contrario, son cuevas de Alí Babá.

(Este es el único comentario que voy a hacer: Dragó hace una excepción con la Fundación Vicente Ferrer. Ya que "robo" esta lista de consejos, es justo reproducir ese apoyo)
109. Deja en paz al Tercer Mundo. Allí se vive mejor que aquí. No lo corrompas, no lo occidentalices, no contribuyas a su desarrollo (dicho sea entre comillas).
110. No tengas remordimientos. No te culpabilices. No peches con la responsabilidad de la desdicha ajena.
111. Tampoco descargues sobre los hombros ajenos la responsabilidad de tu desdicha.
112. No te escondas para llorar, pero no llores para conseguir algo. Es infantil y es inmoral.
113. Sé desobediente, pero no irresponsable.
114. Sal a la calle. Míralo todo, devóralo, digiérelo, mézclate con la gente.
115. Habla poco.
116. Escucha mucho y hazlo, preferiblemente, desde el burladero, sin implicarte en la conversación.
117. La música de las esferas y la banda sonora de tu interior es el silencio.
118. No escuches música roquera ni vayas a sus conciertos.
119. Aprende de memoria tus poemas favoritos.
120. No alteres el curso de la naturaleza.
121. Recuerda que el hombre es, fundamentalmente, eso: naturaleza. No caigas en la trampa de creer que somos hijos de la historia.
122. Sé misterioso.
123. Descálzate antes de entrar en tu casa o en las casas que visitas.
124. Si en tu habitación entra un mosquito, échalo o vete tú.
125. Evoluciona, pero no revoluciones.
126. ¿Derechos humanos? ¡Deberes humanos!
127. No reivindiques tus derechos civiles. Son pamplinas y complicaciones. Se vive mejor sin ellos.
128. No votes. Sé anarcoindividualista.
129. No milites en nada.
130. Ten ideas, pero no ideología.
131. No pertenezcas a partidos ni a iglesias ni a sindicatos ni a grupos de más de dos personas.
132. No seas de derechas, de izquierdas ni de centro.
133. Recuerda que el Estado es el peor de los monstruos nacidos del sueño de la razón.
134. No respetes la ley, respeta sólo tu ley.
135. No seas igualitarista. Nadie es igual a nadie. Todos somos individuos.
136. No trates a todo el mundo de tú. Acata la jerarquía.
137. Busca aliados.
138. No busques acólitos ni prosélitos, pero abre tu casa a los discípulos, si los tienes.
139. Desconfía de los sacerdotes, cualquiera que sea la religión que prediquen.
140. Cristos y Budas, pero no iglesias.
141. Desconfía de los políticos.
142. Procura que no te quiten el sol.
143. Automedícate con prudencia, da un amplio margen de confianza a los homeópatas y naturistas, y acude sólo a la medicina alopática y quirúrgica en casos extremos.
144. Sé activo, muévete, trabaja, camina, sube, desciende, copula, pero ten cuidado con el deporte.
145. Aprender a respirar equivale a aprender a nacer (el primer vagido) y a expirar (el último suspiro).
146. Aprende (y acostúmbrate) a respirar abdominalmente en ocho tiempos.
147. No consumas carne o cómela, como máximo, una vez a la semana.
148. No tomes alimentos transgénicos. Lo que con ellos se nos viene encima es el fin de la especie.
149. No tomes, en la medida de lo posible, antibióticos ni corticoides o tómalos sólo en situaciones extremas.
150. No recurras a técnicas de fertilización artificial.
151. Desconfía de los científicos.
152. Medita.
153. Reza.
154. Ayuna.
155. ¿Ordenadores? ¡Bah!
156. No sientas admiración por la tecnología.
157. Recuerda que la fe, la electrónica, el fútbol, los automóviles, los himnos y las banderas son cosas de niños.
158. Procura estar siempre a la altura de tu edad, pero no envejezcas.
159. Haz las cosas a mano.
160. Viaja, pero no por la red.
161. Recuerda que lo virtual es lo contrario de lo real y que, en consecuencia, la realidad virtual es un absurdo, un imposible, una ilusión.
162. Recuerda que el turismo es el rostro actual de la barbarie.
163. No seas nacionalista.
164. No seas mundialista.
165. Sé regionalista o, mejor aún, pueblerino.
166. Sé, simultáneamente, castizo e ilustrado, paleto y cosmopolita.
167. Hic et nunc, aquí y ahora, carpe diem.
168. Reivindica el derecho a contradecirte.
169. Reivindica el derecho a irte.
170. Vive cada minuto como si fuese el último de tu existencia.
171. ¿Transformar la sociedad? Quita, quita... Transformar, en todo caso, al individuo. Empieza por ti.
172. Recuerda, además, que lo que no hagas ahora, no lo harás nunca.
173. Cuando no sepas qué hacer, sé como un niño.
174. Recuerda que las novelas y el cine no suelen ser cosas de adultos, aunque haya excepciones.
175. Diga lo que diga el diccionario, no basta con ser hombre para ser persona.
176. Construye tu alma.
177. Recuerda que en la rosa de los vientos de la vida existe el norte. La conciencia será tu brújula.
178. Recuerda por enésima vez que tu carácter es tu destino.
179. Recuerda por ello, y por todo, una vez más, el primer mandamiento osiríaco, eleusino, socrático y délfico: nosce te ipsum.
180. Recuerda el segundo y último mandamiento délfico: nada en exceso.
181. Y, por último, no te fíes de mí. No sigas al pie de la letra estos consejos. Selecciónalos, acomódalos y, sobre todo, verifícalos.
Estos ciento ochenta y un mandamientos se encierran en uno:

LLEGA A SER EL QUE ERES

De eso, y sólo de eso, en definitiva, se trata.

• • •

Missing some Tweet in this thread? You can try to force a refresh
 

Keep Current with Antoño

Antoño Profile picture

Stay in touch and get notified when new unrolls are available from this author!

Read all threads

This Thread may be Removed Anytime!

PDF

Twitter may remove this content at anytime! Save it as PDF for later use!

Try unrolling a thread yourself!

how to unroll video
  1. Follow @ThreadReaderApp to mention us!

  2. From a Twitter thread mention us with a keyword "unroll"
@threadreaderapp unroll

Practice here first or read more on our help page!

More from @AntonioGoBe

17 Oct
Si la mayoría de musulmanes creen que la única ley válida es la Sharia, que la homosexualidad debe castigarse con la muerte y que la mujer es poco más que un animal (a veces) útil, no tiene sentido hablar de musulmanes radicales o no radicales en función de si asesinan o no.
Quicir, si esa es la norma, que asesinen o no no nos dice nada de su radicalidad sino de su valentía y compromiso.
Ahora, ¿es cierto que esas ideas imperan en la mayoría de musulmanes? Si no es así, ¿por qué esa minoría sigue tan presente y por qué hay tan pocas muestras de rechazo? Si sí es así, ¿cómo se consigue extender la moderación de la minoría a la mayoría?
Read 4 tweets
16 Oct
Voy a ver el programa de marras sobre las masculinidades. Parto de la base que todos conocéis: Aquí se banca a los gitanacos hasta que se demuestra lo contrario.
"Siempre históricamente la mujer ha tenido la capacidad de decidir con quien irse". Entiendo lo que quería decir pero no puedes cometer esos errores en una cueva de hienas. Y menos usar expresiones como "ir de caza". La gente no sabe dónde está o qué
Como era de esperar el gitanaco gana: "Yo soy así porque así me han educao yo tiro palante y si no te gusta aire". Pa qué más
Read 5 tweets
15 Oct
Hombres perdidos en busca de verdades acudiendo a la cueva de mi retiro Image
Examinando si son dignos de mi sabiduría Image
Ahuyentando a los espíritus innobles y mezquinos Image
Read 5 tweets
3 Oct
Hoy es sábado y eso significa que toca #BlancaLógica❄️

Y vamos a hacer un hilo sencillito sobre una duda razonable

¿Por qué es importante entender de lógica, de sesgos y de falacias?

Como verás, es el conocimiento MÁS importante que existe

No exagero

Vamos con el hilo ⬇️⬇️
Vamos a separar la lógica y las falacias por un lado y los sesgos por otro.

¿Por qué?

Porque la lógica y las falacias son dos cosas caras de la misma moneda, pero los sesgos van por libre.
Empezamos por la lógica y las falacias.

¿Qué es la lógica?

Para lo que nos ocupa, la ciencia que trata sobre la validez de las proposiciones (proposición = afirmación).

¿Qué es una falacia?

Un argumento (basado en una o más proposiciones) que parece válido, pero no lo es.
Read 23 tweets
2 Oct
Hoy es viernes de #VerdeAntiguo🍀

¿Has oído alguna vez el término “lacónico”?

Sin mirar en el diccionario, ¿sabes lo que significa?

Hoy te cuento la historia de esta palabra.

Y, de paso, la relación que guarda con el lema del Primer Cuerpo del Ejército Griego.

HILO ⬇️⬇️
La RAE define lo lacónico como lo breve, conciso y compendioso (o sea, que resume muchas cosas en pocas palabras).

Pero también lo define como “perteneciente a Laconia”.

¿Qué es eso de Laconia?
Laconia (o Lacedemonia) es un cacho del Peloponeso griego.

Y, en la antigüedad griega, la capital del lugar era… la archiconocida Esparta.

Cuyo nombre original era, precisamente, Lacedemón.
Read 21 tweets
1 Oct
Hoy es jueves, así que toca #NaranjaMKT🍊

Y empezamos con un experimento:

Busca 5 veces en Google “mejor + [producto]”. 5 productos, 5 búsquedas.

Me apuesto el meñique a que más del 50% de los resultados son webs de comparativas de productos.

¿Por qué?

Hoy, toca SEO⬇️⬇️ Image
SEO es el acrónimo de Search Engine Optimization.

Es una disciplina aplicable a cualquier motor de búsqueda.

Se puede hacer SEO en Spotify, si quieres.

Pero lo normal es que utilicemos el término para referirnos al posicionamiento en Google.
Pero… ¿En qué consiste exactamente?

Muy fácil:

En conseguir las primeras posiciones en Google para aumentar las visitas hacia tu web (o la de tu cliente).

Quitándole bullshit adicional, el SEO es eso.
Read 21 tweets

Did Thread Reader help you today?

Support us! We are indie developers!


This site is made by just two indie developers on a laptop doing marketing, support and development! Read more about the story.

Become a Premium Member ($3/month or $30/year) and get exclusive features!

Become Premium

Too expensive? Make a small donation by buying us coffee ($5) or help with server cost ($10)

Donate via Paypal Become our Patreon

Thank you for your support!

Follow Us on Twitter!